¡Buenos días!
¿Qué tal se han portado los Reyes Magos? Espero que fenomenal, conmigo no se han portado nada mal, esta vez no lo habéis visto en mis redes sociales ya que aun me queda un regalo por recibir… ¿Qué será?Hoy vengo con #elpostdelosjueves y no es el que tenía pensado para hoy (y que te adelante la semana pasada), tampoco voy a hablar de cómo volver a la rutina tras estos días de fiestas y mucho menos de la vuelta a la normalidad en nuestra dieta tras tantas comilonas, es un post más personal. Si quieres conocerlo, sólo tienes que seguir leyendo.



Si tienes más de 25 años y pareja estable o ya has pasado de los 30, estarás de acuerdo conmigo o al menos te sonará esta historia. Sólo te voy a pedir un favor: si te gusta el post, si estás de acuerdo con lo que digo, compártelo, lo importante es que nos escuchen y sean conscientes de aquello que nos molesta.

Cómo te adelantaba antes, si has pasado la barrera de los 25 sabrás que todas tenemos familiares o amig@s que cuando llegamos a una determinada edad y tenemos pareja (ya sea estable o no) nos dicen «y para cuando te casas», o «y tu no te animas a tener un niñ@». Esas preguntas tan inoportunas por parte de estas personas, pueden estar llenas de curiosidad o incluso «envenenadas» dependiendo del contexto y la persona que la realice.

No se si te habrá pasado, pero personalmente estoy muy cansada de que pregunten por mi futura maternidad, y cómo una ya se harta de contestar un sutil: aun no es el momento, quiero explicar porqué pueden resultar molestas estas preguntas sobre la maternidad. Ante todo os pido perdón, lo siento si me paso un poco con la respuesta pero es que cansa ya tanta «presión». 

Ante preguntas del tipo: «Pero Nika, si ya tienes 31 años, ¿no te animas a tener un bebé?» O comentarios del tipo: «Cómo sigas esperando, en vez de madre serás abuela de tus hij@s» aquí va mi respuesta:

«Querid@ familiar/amig@/conocid@/vecin@ que tanta curiosidad sobre mi futura maternidad tienes, quiero informarte que ante la pregunta realizada aun no es el momento para formar mi propia familia. Me gustaría dejarte claro que mi útero es mio y yo decido si quiero o no tener hijos, y en el caso de que quiera, yo decidiré cuando es el momento. La curiosidad que sientes sobre este tema no va a hacer que me planteé más rápidamente el hecho de tener o no vástagos, y menos ponerme a hacerlos ahora. Informarte que aun no es el momento, y en el caso de que decida ser madre, ya te enterarás».

Aquí quiero recalcar tres posibles situaciones de las muchas existentes, pero seguramente las más conocidas:

La primera es que hay personas que no quieren tener hijos. No tienen instinto maternal/paternal y han decidido de forma libre no traer niños al mundo, sea por los motivos que sea. Es una decisión totalmente respetable y ante esto, lo mejor es respetarlos y dejar de preguntar, ya que posiblemente puede que llegue el momento por el cual te contesten de forma desagradable. Cómo a los jóvenes se nos pide educación, tu también deberás ser educado y no incordiar.

La segunda, es que existen personas que sí quieren tener hijos. Posiblemente estas personas que tienen el instinto maternal/paternal despierto, seguramente estén buscando un bebé, pero no llega. Es decir, son personas que por mucho que lo intentan, no pueden tener hijos por problemas de estrés, físicos, etc. En este caso, lo mejor es respetarlos y dejar de preguntar. Si constantemente estás preguntando si van a tener o no hijos, se estresarán más y pasará lo anteriormente descrito: te contestarán con alguna bordería debido a la presión personal que este tema les supone y que a ti, no te interesa conocer puesto que es de ámbito personal. Por ello lo mejor será que no metas prisa, te contarán que van a tener un bebé cuando llegue el momento.

Por último, hay personas que les gustaría tener hijos pero aun no han decidido cuando van a tenerlos. Son personas a las que no les ha llegado el momento, ya sea por falta de estabilidad laboral o emocional, quieran consolidar su relación o lo que estimen oportuno, ya que cada persona es un mundo y sus motivos para retrasar la maternidad/paternidad son únicamente suyos y de nadie más. A estas personas les molesta también que preguntes si van a tener o no hijos constantemente. Aun no es el momento, y si llega, te enterarás.

Y cómo no quiero aburrirte con un post enorme ya que de este tema se me ocurren mil cosas de las que hablar, me gustaría preguntarte si te gustaría que hiciera otra entrada sobre «cosas que nos molestan a las mujeres de veintimuchos/treintaypocos». Puedes sugerirme los temas a través de los comentarios, por e-mail o en mis redes sociales.

Por cierto, ¿Crees que se me ha olvidado algo? ¿Añadirías algo más? Y tu, ¿Has tenido que ser borde con alguien cuando te preguntan sobre este tema?

 

24 pildoras positivas para aumentar tu autoestima y la seguridad en ti misma

Suscribete a la newsletter y recibe contenido exclusivo.

Sólo por suscribirte recibirás las 24 píldoras positivas para aumentar tu autoestima y la seguridad en ti misma.

Consentimiento

¡Gracias por suscribirte a la newsletter! Recuerda confirmar tu correo electrónico y añadir la dirección a tu lista para no perderte nada ;)