¡Hola! Hoy es festivo y vengo más tarde con el post, ¿o pensabas que no había consejo positivo en este día?

Tengo que confesarte que hoy me ha costado más de la cuenta (por segunda semana consecutiva) redactar la entrada, y es que la musa de las ideas bonitas y rápidas ha desaparecido y no la debe de gustar los Lunes Positivos.

Pero lejos de ello, si estás aquí es porque quieres cargar tus pilas con positivismo, y este es el lugar adecuado.

Y hoy el punto del que partimos es la sonrisa. Hay que sonreír siempre. Aunque estemos pasando por una situación que duela, una sonrisa hace que sea menos doloroso.

Lunes Positivos - Sonríe siempre

Esto me hace pensar que el dicho «más vale una triste sonrisa que la tristeza de no volver a sonreír» es totalmente cierto, ya que alude a la capacidad de hacer frente al dolor.

Y cómo te digo siempre, hay que intentar seguir adelante, positivizar todo lo que nos suceda y salir para adelante. Muchas veces cuesta, pero se puede hacer, y por suerte, tenemos gente a nuestro lado que nos quiere para bien y lo único que quieren es vernos tirando hacia adelante.

Si, hablo de esas personas que sin que les digas nada saben que es lo que te sucede y te dicen sin que venga a cuento «si no tienes una sonrisa, te doy una de las mías«, porque son esas personas las adecuadas en nuestra vida.

También puede suceder que no estés sintiendo dolor, sino que simplemente estés triste porque sí. Y en estos casos, con más motivo hay que hacerle frente a la tristeza y sonreír. Esta comprobado, sonreír reduce la tristeza, y cuando estás sufriendo un periodo de «bajón», una leve sonrisa hace mucho.

De hecho, hubo un tiempo en el que me sentía un poquito más baja, y había una persona que intentaba que sonriese a diario, contándome un chiste o una situación divertida. Si, conseguía que sonriese y lo más alucinante de todo, consiguió que poco a poco esa situación de «bajón» se diluyera.

Las personas que trabajan «de cara al público» no tienen más remedio que sonreír a la clientela. Pues bien, muchas veces, el poder de tu sonrisa es tan fuerte que cuando atiendes a una persona que está de bajón, esta sale con una energía renovada. Lo mismo pasa si trabajas de atención telefónica.

El efecto que tiene una sonrisa a través del teléfono es enorme en comparación con el de las personas que atienden telefónicamente y están tristes, ya que tus emociones se reflejan en tu voz.

Así que no subestimes el poder de la sonrisa y empieza a sonreír desde ahora mismo, comparte tus sonrisas con las personas que hay a tu alrededor y si ves a alguien triste, ¡Ayudala a sonreír!

¿Te gustaría enterarte de todas las novedades?

Sólo por suscribirte recibirás el ebook "5 pasos clave para positivizar tu emprendimiento", contenido exclusivo y te enterarás la primera de todas las novedades.

¡Gracias por suscribirte! Recuerda confirmar tu correo electrónico (si no lo encuentras revisa la carpeta spam o promociones) y añadir la dirección a tu lista de correo para recibir el ebook y empezar a estar al día de todas las novedades ;)